iPhone 5

Desde hace un par de dí­as ya estamos oficialmente en temporada estival, sinónimo de calor, vacaciones y, para los más afortunados, viajes. En este último caso, quienes vayan a cruzar las fronteras del paí­s habrán de estar precavidos ante la posible facturación que les cargue su operador por usar el móvil en el extranjero. Ya sabemos que hasta el año que viene tendremos que estar atentos con los gastos extras derivados del roaming, ese tramo tarifario que viene impuesto por el empleo de redes de otro paí­s, por lo que si no conocemos los precios que maneja nuestra compañí­a telefónica, más nos conviene ponernos al dí­a.

En caso de que realmente queramos desconectar, pero sin recurrir a la drástica desconexión del aparato, interesará que anulemos el acceso a las redes de datos. Ya sabemos que los smartphones están en constante comunicación con otros dispositivos a través de Internet, pero hay formas de bloquear los sensores para evitar sustos. El iPhone de Apple cuenta con su propio itinerario para realizar esta tarea. Hasta que la multinacional californiana libere la próxima versión de su sistema operativo, iOS 7, cosa que sucederá tras el verano precisamente, podemos seguir la siguiente ruta para desconectar el acceso a redes móviles, así­ como la itinerancia de datos.

Roaming

Para empezar, tenemos que entrar en el panel de «Ajustes» del terminal. Si somos usuarios avanzados, ya sabremos reconocerlo. Para aquellos que se han estrenado hace poco con el terminal de Apple, reconoceremos el icono porque es el que tiene unas tonalidades grises y unos pequeños engranajes insertos en los contornos del botón. Una vez que pulsamos ahí­, deberemos dirigirnos al apartado «General», que tras haberse abierto nos mostrará una serie de acciones entre las que elegiremos «Red». Llegados a este punto, tendremos delante las opciones que nos interesan para bloquear el acceso a redes de datos.

Tres son los pequeños conmutadores virtuales que tendremos que anular. El primero lo vamos a reconocer porque señala ilustrativamente «Activar/Desactivar 3G». Lógicamente, al colocarlo en su posición de apagado podremos respirar tranquilos una vez que estemos fuera del paí­s. Pero aún así­, seguiremos estando conectados a Internet. Dicha opción impide que accedamos a redes de alta velocidad, pero seguiremos teniendo abierto el puerto para tránsito de información en 2G. Es por ello que, para estar completamente seguros de que no habrá cargos inesperados en la factura, tendremos que desconectar los apartados que vemos como «Datos móviles» e «Itinerancia de datos». Tras hacer esto sí­ que podremos tener plena seguridad de que el iPhone tendrá vetada la conexión a Internet.

Un detalle que hay que tener en cuenta para desarrollar el proceso es que si vamos a ejecutarlo para viajar al extranjero, es importante que lo hagamos antes de cruzar la frontera. Es decir, que si vamos a hacer el viaje por ví­a aérea, antes ponerlo en modo avión es interesante que sigamos el itinerario descrito, para que cuando aterricemos en nuestro destino no pase ni un segundo rastreando redes, con el consiguiente tráfico de datos facturables.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre... , , ,