El móvil todo pantalla de Samsung llegaría en breve

Estamos siendo testigos ya de pantallas que ocupan casi el total del frontal, completas protagonistas, sin elementos que distraigan la atención a la hora de navegar. La última novedad para evitar el notch o la muesca es una perforación donde se oculta la cámara frontal. Es lo que Samsung llama Infinity-O display. Ahora bien, ¿para cuándo un terminal que realmente tenga una pantalla completa sin muesca o perforación?

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Samsung ya estaría trabajando en ello. El objetivo principal de la compañía sería crear un smartphone todo pantalla, en el que la cámara y todos los sensores frontales necesarios, incluido el altavoz del auricular, estuvieran montados debajo de esta, sin notch, agujeros ni ningún otro tipo de recorte a la vista. Recientemente, el vicepresidente de la división de pantallas móvil de Samsung hizo unas declaraciones al respecto. Yang Byung-duk aseguró que la tecnología puede avanzar hasta el punto en que el agujero de la cámara sea invisible, sin afectar en modo alguno a la función de la cámara. En cualquier caso, no sería posible crear un teléfono de pantalla completa hasta dentro de uno o dos años.

Samsung Galaxy S10

Esto deja la puerta abierta a la posibilidad de ver un dispositivo de la compañía sin perforación en el panel o notch en muy poco tiempo. A pesar de que por ahora no se pueda colocar el sensor frontal en el interior, se estaría trabajando en hacer este agujero lo menos visible posible, de forma que pareciera que no está en el propio panel. Igual para el altavoz. Las declaraciones del vicepresidente revelan un sistema como el Crystal Sound OLED de LG, que utiliza la propia pantalla como amplificador de sonido.

El último buque insignia de la compañía, Samsung Galaxy S10, ya refleja los esfuerzos de la compañía para que la pantalla este presente en la parte frontal en su totalidad. Este modelo dispone de un panel Infinity-O display de 6,1 pulgadas con una relación pantalla-cuerpo de 93,1 por ciento, una cifra que lo coloca como uno de los dispositivos con menos marcos a ambos lados del panel del mercado. El terminal ya está a la venta junto a los Galaxy S10+ y S10e a un precio de 910 euros.

Otras noticias sobre... ,