iphone-4-01

Para los amantes del gore y la casquerí­a tecnológica, con el lanzamiento del iPhone 4 ha llegado el primer análisis de las entrañas del manzanófono actualizado. Y la experiencia no ha llegado excenta de sorpresas. Aunque se han podido certificar algunas sospechas y datos que interesaba conocer acerca de este terminal, los responsables de la disección se han encontrado con algunos detalles que incluso pueden haber arrancado alguna exclamación de asombro.

Comencemos por la memoria RAM. Apple guardaba entre paños esta información, que nunca llegó a revelar (qué tonterí­a, como si no supiesen que se iba a destripar el iPhone 4 una vez que se empezase a vender). En total, muestra 512 MegaBytes, superando la memoria instalada en el iPad y equiparándola a la de un netbook de gama media-baja. Este punto, junto con el hecho de instalar un procesador de un GHz, convierte al iPhone 4 en un terminal muy solvente. Eso siempre y cuando alguna de sus novedosas prestaciones no canivalice el rendimiento del cacharrito.

iphone-4-02

Otra sorpresita. Ni Steve Jobs durante la presentación del pasado 7 de junio ni la hoja de especificaciones técnicas del iPhone 4 revelaban que el manzanófono dispusiese (por fin) de sintonizador de radio FM. Pero después de la autopsia se ha encontrado un receptor de ondas hertzianas, con lo cual una de las bestias negras del iPhone pasarí­a a ser cosa del pasado.

No obstante, ¿por qué Apple no ha mostrado esta opción entre sus prestaciones? Puede que se trate de una prestación que incorporen en el futuro a través de una actualización de sistema. De hecho, el iPhone 3G está capacitado a nivel de hardware para grabar ví­deo, pero no fue hasta la llegada del iPhone 3GS cuando se permitió la captura y edición de secuencias. Puede que pretendan algo parecido con la radio FM.

Resulta interesante también que el iPhone 4 no requiere de una tarea tan ardua y complicada como sus predecesores a la hora de cambiar la baterí­a. Sin ofrecer abiertamente la opción de modificarla de serie, el iPhone 4 no blinda esta posibilidad como hací­a con las versiones anteriores del iPhone, un detalle que se deja notar en el hecho de no estar soldada a la placa base. Eso sí­: la baterí­a ocupa la práctica totalidad de las dimensiones del iPhone, y la labor de intercambio puede resultar problemática para quien no sea muy manitas.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... ,