Sony

El presente año 2013 comenzó con una estrategia clara por parte de la japonesa Sony: tratar de catapultar su imagen de marca con un modelo de altí­sima gama, el Sony Xperia Z, valiéndose del impulso que aportan los últimos modelos presentados durante el cuarto trimestre de 2012. Este año, de hecho, la multinacional nipona apenas ha lanzado nuevos modelos al mercado: el citado Xperia Z ””y su variante Xperia ZL””, así­ como los Sony Xperia L, Sony Xperia SP y el potente y extenso Sony Xperia Z Ultra, que todaví­a no está a la venta.

Así­, con esta familia de terminales de reciente lanzamiento, además de con los que sirvieron para echarle el cierre al año 2012 ””con los Sony Xperia V, Sony Xperia T, Sony Xperia E o Sony Xperia J a la vanguardia del catálogo””, la compañí­a asiática habrí­a conseguido registrar un comportamiento en ventas durante el último trimestre analizado de este 2013 que se puede considerar más que positivo. Al menos, en lo que a unidades vendidas se refiere. Los datos fiscales para el periodo comprendido entre los meses de abril y junio han sido publicados por la propia firma japonesa, revelando que durante ese lapso de tiempo habrí­an conseguido comercializar con éxito un total de 9,6 millones de móviles inteligentes, o smartphones. Así­, no nos referirí­amos a teléfonos de corte más tradicional, o feature phones, sino equipos dotados de pantalla táctil, conectividad completa y funciones avanzadas.

Sony Xperia Z

La familia de equipos Xperia, que se identifican precisamente con los que entenderí­amos como smartphones, habrí­an supuesto un importante acicate en este sentido, responsabilizándose en gran medida del repunte interanual que Sony ha registrado en ingresos. Y es que aunque los beneficios que se han obtenido a través de la división de dispositivos móviles no es demasiado boyantes, situándose en los 60 millones de dólares, según datos de GSMArena. No obstante, en comparación con las pérdidas que se anotaron en el mismo periodo del año pasado (285,8 millones de dólares), el balance se torna más que positivo.

El crecimiento, así­, es palpable. En cifras económicas voltea la circulación de dinero en la caja de la firma. Y en cifras de distribución no se quedan atrás. Y es que los 9,6 millones de terminales inteligentes comercializados cobran todaví­a más relevancia cuando se sabe que en el mismo periodo del año pasado el recuento se contabilizaba en 7,4 millones de unidades. En comparación con el trimestre anterior también se manifiesta un crecimiento notable, ya que entre enero y marzo fueron distribuidos 8,1 millones de dispositivos de la naturaleza a la que estamos refiriéndonos cuando hablamos de smartphones.

Con este panorama, Sony afrontará un momento clave en el escenario de la telefoní­a móvil. El mes que viene las principales firmas del sector habrán puesto todas sus cartas boca arriba, ya sea durante la feria de la electrónica IFA 2013 ””en la que la propia Sony, así­ como Samsung, HTC o Nokia tendrí­an mucho que decir, ya fuese en el marco oficial de la cita o aprovechando las concomitancias por fechas”” o con posterioridad al evento ””en este sentido, Apple podrí­a desplegar sus nuevos iPhone””. Será entonces cuando Sony presente un nuevo argumento para comprobar si su candidatura a crecimiento sigue vigente, algo que estarí­a representado en el muy rumoreado Sony Xperia Honami.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre...