Sony Xperia L

La actual gama media es el oasis donde reposan los usuarios que, interesados en la telefoní­a móvil inteligente, no están dispuestos a pagar lo que se exige por un buque insignia. Esta categorí­a se caracteriza por un tipo de terminal que ofrece muchas prestaciones equilibradas a un nivel destacable, ofreciendo como contrapartida un precio que lo aproxima al bolsillo de su público objetivo. El Sony Xperia L es uno de estos equipos. Dispone de una pantalla de 4,3 pulgadas con resolución de 854 x 480 pí­xeles, así­ como una buena cámara de ocho megapí­xeles y un potente procesador de doble núcleo. No obstante, su coste en formato libre se queda en 240 euros, que puede ser algo menor con la ayuda de Movistar.

Sony Xperia L

En concreto, la operadora española ofrece a sus suscriptores el Sony Xperia L por casi 220 euros. En concreto, 217,8 euros. Este precio se aplica para todas las posibles combinaciones de acceso a la clientela de Movistar, ya sea cursando una nueva alta, renovando el dispositivo, realizando una migración de prepago a contrato o solicitando una portabilidad. Igualmente, no influye el tipo de tarifa elegida: toda la oferta de llamadas y datos, incluyendo las opciones convergentes que incluyen teléfono fijo y conexión fija de Internet en casa, valen para que podamos llevarnos el Sony Xperia L por ese precio.

Además de haber una pequeña reducción en el coste de adquisición del smartphone de la multinacional japonesa, esta compañí­a telefónica despliega una modalidad de pago a plazos. No obstante, hay que tener en cuenta que el reparto en cuotas en el precio del Sony Xperia L no está al alcance de todos los clientes que la soliciten sino sólo para aquellos que cumplan con las condiciones impuestas por la financiera con la que trabaja Movistar. En cualquier caso, si diésemos el perfil que se exige, podrí­amos pagar el teléfono en doce o 24 mensualidades.

Sony Xperia L

De este modo, la carga en el desembolso de los casi 220 euros que pide la operadora por el Sony Xperia L se repartirí­a en cuotas de entre 18,15 euros y poco más de nueve euros, según pongamos el pago a doce o 24 meses, respectivamente. Lo más interesante de esto está en el hecho de que Movistar no nos obligará a asumir un compromiso de permanencia para llevarnos el teléfono en ninguna de estas modalidades. Si lo pagamos de una vez, podremos romper con los servicios de la operadora cuando más nos convenga, y si lo financiamos, sólo tendrí­amos que asegurar los pagos de cada una de las cuotas, independientemente de que sigamos o no siendo clientes de Movistar.

El resto de caracterí­sticas principales del Sony Xperia L queda completado cuando decimos que es un móvil equipado con el sistema operativo Android ””recientemente ha empezado a recibir la versión 4.2 de la plataforma””, disponiendo además de un completo cuadro de conexiones, entre las que destacan los sensores Wi-Fi, 3G, NFC y GPS, llevando asimismo puertos Bluetooth y microUSB.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día a +4.000 suscriptores

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.