Patente de Samsung para generar energí­a desde los móviles

Las baterí­as nunca han dejado de ser el talón de Aquiles de los teléfonos inteligentes. 2.000, 3.000 e incluso 4.000 mAh de capacidad siguen siendo insuficientes para una jornada de uso intensivo, ya que a medida que aumentan las capacidades de las baterí­as también lo hacen las tamaños y resoluciones de pantalla, los procesadores y las opciones de las interfaces. Pero la compañí­a surcoreana Samsung podrí­a haber dado con la solución a este problema: una tecnologí­a que recarga la baterí­a del móvil a partir de las pulsaciones de los dedos del usuario en la pantalla.

Esta tecnologí­a se ha dado a conocer a partir de una patente registrada por Samsung. En esta patente, Samsung muestra un móvil con una pantalla formada por tres capas: una capa exterior encargada de registrar las pulsaciones del usuario, una capa interna encargada de recibir las pulsaciones de la capa exterior y una última capa formada por la pantalla. En el momento en el que la capa exterior entra en contacto con la capa interna se genera el llamado efecto triboeléctrico, el cual hace posible que las pulsaciones se conviertan en energí­a capaz de alimentar un circuito, tal y como se explica de forma mucho más detallada en este ví­deo.

[youtube width=”500″ height=”350″]joetshqFAOM

El efecto triboeléctrico se puede generar tanto por frotamiento (lo podemos comprobar frotando un plástico con una prenda de lana, por ejemplo) como por influencia. En el caso de la patente registrada por Samsung, la energí­a se genera por influencia en el momento en el que el usuario pulsa sobre la pantalla y, por lo tanto, una capa entra en contacto con la otra.

Aunque la energí­a generada mediante esta tecnologí­a probablemente no llegará a ser suficiente como para sustituir por completo a las baterí­as tradicionales (al menos durante los primeros años), esta patente de Samsung perfectamente podrí­a convertirse en un apoyo para la autonomí­a que ofrecerí­a varias horas de baterí­a adicionales. En teorí­a, cuanto más uso hiciera el usuario del móvil (especialmente para escribir a través del teclado virtual), mayor serí­a el número de horas de autonomí­a que obtendrí­a a través de esta tecnologí­a, todo ello acompañado por la energí­a que se consumirí­a al mismo tiempo en la baterí­a del teléfono inteligente (de ahí­ que, a dí­a de hoy, sea difí­cil pensar en sustituir por completo las baterí­as de los móviles con esta tecnologí­a).

Probablemente todaví­a quedan muchos años por delante hasta que algún fabricante decida a dar el paso de incorporar esta tecnologí­a en un móvil destinado al público general, especialmente teniendo en cuenta los peligros que supone la electricidad estática para los componentes internos de un móvil. Por ello, resulta muy poco probable que el nuevo Samsung Galaxy S6 vaya a incorporar esta novedad aún a pesar de que los rumores apuntan a que se tratará de un teléfono inteligente “diseñado desde cero” (de ahí­ que se denomine como Project Zero).

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día a +4.000 suscriptores

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.