android-3.0-honeycomb-abeja-bee-01

Aunque ya se dejó ver en el pasado CES 2011, no fue hasta ayer cuando Google presentó oficialmente su sistema operativo diseñado para tablets. Sigue siendo Android, como los de móviles, pero en este caso, salta de la versión 2.3 Gingerbread a 3.0 Honeycomb. Se trata en esencia de la misma plataforma, aunque con variaciones en su funcionamiento y en su aspecto, pensadas para las necesidades de los dispositivos en los que se instalará.

La presentación por parte de los de Mountain View se realizó en un Motorola Xoom, la tableta que el fabricante nortamericano presentó en la feria de Las Vegas y que será uno de los platos fuertes para el usuario que quiera tener una primera aproximación a Honeycomb. En cuanto al sistema en sí­, para muchos supuso una pequeña decepción, ya que el paquete de novedades resulta bastante reducido, limitando todo un puñado de incorporaciones a las prestaciones que ya conocemos de Android, sumando ciertas mejoras en la interfaz para aprovechar al máximo las posibilidades de los tablets.

android-3.0-honeycomb-02

Para empezar, la accesibilidad de Android 3.0 Honeycomb se basa en dos puntos básicos: las ventanas flotantes (conocidas como widgets) y las barras de herramientas. Respecto a las primeras, decir que Android 3.0 Honeycomb mejora la experiencia de usuario, haciendo que los widgets den una información más completa y directa del contenido de las aplicaciones a las que están asociadas. Esto será muy útil, por ejemplo, con el correo electrónico, ya que no será necesario abrir el programa completo para poder realizar operaciones básicas desde los widgets.

android-3.0-honeycomb-03

Respecto a las barras de herramientas, su funcionamiento hace justicia a esa idea de que las tabletas deben ceñirse a un concepto intermedio entre el smartphone y el ordenador portátil. Dos son los í­ndices en este sentido. Una barra ubicada en la zona inferior del tablet servirá para las notificaciones clásicas de Android; y por otro lado, una barra superior agrupará las aplicaciones activas.

En este sentido, el sistema multitarea ha sido afinado para una mayor accesibilidad. Podemos tener acceso a todos los programas abiertos desde esta barra de herramientas superior, saltando de uno a otro con un rápido gesto, y administrando su funcionamiento sin usar aplicaciones de terceros.

android-3.0-honeycomb-04

Al hablar de multitarea, presuponemos que Android 3.0 Honeycomb servirá a sistemas de sobrada solvencia. Desde hace unos meses, la cantinela que se ha entonado sobre Android 3.0 Honeycomb debatí­a un posible catálogo de especificaciones mí­nimas. Nada se ha dicho sobre esto, excepto el soporte nativo para pantallas de, al menos, siete pulgadas y resolución de 1.280 x 800 pí­xeles. No obstante, sí­ que se dijo, sin que fuese un dato excluyente, que Android 3.0 Honeycomb estarí­a preparado para potentes sistemas de doble núcleo, así­ como para dispositivos con procesadores gráficos dedicados.

android-3.0-honeycomb-05

En este punto, el gran atractivo de Android 3.0 Honeycomb se centra en exprimir con sobrada solvencia las opciones de aceleración 3D que puede dar de sí­ la nueva generación de chips, así­ como las aplicaciones en juegos y herramientas multimedia que sirvan para dar alas al potencial audiovisual de las tabletas que irán desfilando durante este 2011.

Por último, entre lo más destacable de Android 3.0 Honeycomb, podrí­amos señalar un soporte nativo para las videollamadas a través de los servicios de Google. En este caso, la aplicación dedicada será GTalk, aunque es más que suponible que sea además totalmente compatible con utilidades de terceros, tales como Tango o Fring, de sobra conocidas por los actuales usuarios de Android en móviles.

Newsletter tuexperto.com

Pon tu e-mail en el recuadro

Otras noticias sobre... , ,