Samsung Galaxy S II y su novedosa función manos libres 1

A la hora de hablar del Samsung Galaxy S II nos hemos dedicado a recordar lo ligero, delgado y potente que es. Pero no sólo de hardware vive este interesante teléfono táctil (posiblemente el más completo y atractivo que se puede conseguir hoy en el mercado), sino que también viene equipado con algunas funciones como la controlar el manejo del terminal con comandos de voz.

Si eres o has sido usuario del Samsung Galaxy S de primera generación, puede que esto no te suene a nuevo, pero sí­ lo es. Cierto que con el gama alta de Samsung de 2010 podí­as escribir mensajes dictados, pero con el Samsung Galaxy S II, esta opción se hace extensible a, literalmente, darle órdenes al teléfono para poder manejarlo sin tocar el terminal más que una sóla vez.

El control de voz se activa tocando un par de veces rápidamente en el botón de inicio del Samsung Galaxy S II. En ese momento, se abre una interfaz secundaria, al tiempo que una voz nos pregunta por el altavoz del teléfono qué queremos hacer. En ese momento, seis será nuestras opciones.

Samsung Galaxy S II y su novedosa función manos libres 2

Los comandos iniciales se centran en llamar, dictar mensajes de texto, buscar puntos geolocalizados en Google Maps, lanzar el reproductor de música, escribir una nota o activar directamente el modo de conducción. En realidad, esta última opción deja abiertas las cinco anteriores, activando además el manos libres del teléfono, aunque en este caso, requiere de un sencillo toque en la pantalla para lanzar de nuevo el modo de órdenes automático.

En esencia, los cinco modos funcionan de un modo similar. Se trata de combinar una cadena de palabras que el Samsung Galaxy S II interpretará como parte de una orden. Así­, cuando digamos “Llamar a” y añadamos una entrada de la agenda, el sistema arrancará la función de llamadas, dejando abierto el manos libres del teléfono. Si lanzamos esta opción con el segundo comando, el de los mensajes, la orden debe ser algo más compleja, aunque también por ello más completa.

Samsung Galaxy S II y su novedosa función manos libres 3

Cuando queramos enviar un mensaje, la secuencia será “Enviar mensaje a” seguido del contacto y, tras un breví­simo silencio, dictamos seguidamente el texto que queremos enviar. Si ejecutamos la orden correctamente (el sistema funciona bastante bien, dicho sea de paso, siempre y cuando no tengamos a nuestros contactos bautizados con pseudónimos de difí­cil pronunciación), la aplicación nos leerá el mensaje y confirmará si el destinatario es el correcto. En caso de que todo marche bien, con decir “Aceptar” podremos lanzar el SMS. Si nos echamos atrás o si algo no está correcto, basta con la orden “Cancelar” para empezar de nuevo.

Samsung Galaxy S II y su novedosa función manos libres 4

El sistema de reconocimiento para la navegación no dista demasiado de los dos anteriores. En este caso, para lanzar esta función desde el inicio de la aplicación, tendremos que dictar la orden “Ir a” seguido del lugar a donde queremos que nos conduzca el sistema. Si nuestra orden no va seguida de la ciudad de destino, la aplicación interpretará el lugar más cercano dentro del mismo núcleo urbano donde nos encontremos, valiéndose para ello del Navigation de Google Maps.

Samsung Galaxy S II y su novedosa función manos libres 5

Cuando nos paramos en la función de música, el reconocedor de voz se limitará a lanzar el reproductor multimedia, de modo que a menos que tengamos el Samsung Galaxy S II vinculado con otro sistema manos libres, vamos a tener que tocar la pantalla del móvil para navegar entre las opciones. Eso sí­: una vez que dictemos la orden “Música”, el sistema arrancará la última pista que hayamos reproducido con la aplicación del móvil.

Samsung Galaxy S II y su novedosa función manos libres 6

Respecto al quinto punto, el que aparece lacónicamente bautizado como “Memo”, sirve para escribir notas de texto que podremos leer posteriormente, muy útil si somos olvidadizos y necesitamos tener una agenda que nos recuerde nuestras tareas. Basta con decirle al Samsung Galaxy S II “Memo” (no te preocupes, no se sentirá ofendido) para que, a continuación, te pida que le dictes el texto a grabar. Una vez lo termines, como en el caso del mensaje SMS, te repetirá lo que le has dicho. Si todo es correcto, podrás guardar la nota. Si te echas atrás, basta con que digas “Cancelar” para volver a la pantalla inicial. Y si prefieres repetir la nota, una nueva orden te permitirá reiniciar el dictado. Así­ de simple.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre... ,