sony ericsson desaparece

Una década. Este ha sido el tiempo en la que han estado trabajando conjuntamente dos compañí­as: la japonesa Sony y la sueca Esricsson. De esta relación se ha creado muchos móviles, tanto de gama de entrada como de gama alta como los Sony Ericsson Xperia. Sin embargo, la empresa japonesa ha comprado todas las participaciones del grupo sueco -que hasta el momento constaban como el 50 por ciento-, y a partir del próximo dí­a 1 de enero de 2012, la colaboración Sony Ericsson dejará de existir para pasar a formar parte como una división más de Sony. Ericsson por su parte, únicamente se dedicará al sector de las telecomunicaciones.

Así­ pues, Sony, además de tener en su catálogo sectores tan importantes como el de los televisores, ordenadores, tabletas, cámaras o videoconsolas, ahora se añadirá el sector de los móviles. A lo largo del próximo año 2012, la empresa se dedicará al desarrollo de nuevos terminales que añadirá a su catálogo y que, además, también quieren crear una plataforma donde, los móviles avanzados, se interconecten con otros elementos del hogar.

sony ericsson desaparece 01

Es más, uno de los modelos más recientes de Sony Ericsson, el Sony Ericsson Xperia Play, ya integra de manera muy digna la plataforma de videojuegos Play Station. Además, esta misma plataforma se integraba de igual manera en las tabletas del fabricante japonés: las Sony Tablet S y Sony Tablet P. Dos equipos táctiles que, además de ofrecer una buena experiencia de navegación con pantallas más grandes que móviles, también se convierten en elementos fundamentales en esta futura plataforma.

Por otro lado, Sandra López (Directora de Márketing de Sony Ericsson Iberia), ha comentado los buenos números que ha supuesto integrar la plataforma móvil de Google en sus terminales. Por lo que ha dejado entrever que Android seguirá siendo la apuesta de futuro en el que se centre Sony para sus modelos venideros.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.