USB Tipo C

De un tiempo a esta parte, hemos visto como muchos de los teléfonos que se iban presentando como novedades llegaban equipados con un nuevo tipo de conector: el USB de Tipo C. Pues bien, hoy ha saltado la noticia de Google se estarí­a planteando la posibilidad de bloquear los sistemas de carga rápida en todos aquellos móviles que no dispongan de este sistema de conexión. Los sistemas de carga rápida son una caracterí­stica muy apreciada para la mayorí­a de usuarios de smartphones. Y es que les permiten disfrutar de unas cuantas horas de energí­a, por apenas unos minutos de conexión a la corriente. Sin embargo, actualmente existe mucha fragmentación por culpa a la gran variedad de estándares de carga rápida que existen el el mercado. Por ejemplo, está la Qualcomm Quick Charge, Oppo VOOC y Media PumpExpress, pero hay muchos otros. Esto significa que para poder adaptarse a estos estándares, los usuarios tienen que hacerse con cargadores especiales. Y es que son muy pocos los modelos (generalmente los de gama alta) que vienen equipados con estos sistemas dentro de la propia caja de venta.

USB de Tipo C

Google quiere tomar cartas en el asunto y de qué manera, apostando por un sistema de conexión universal para las famosas cargas rápidas. ¿Y por qué opción se decantará? Pues por aquella que ya usa con sus dispositivos Pixel: el USB de Tipo C. Este conector es el estándar que pronto llegará incluido en todos los smartphones y que en principio, ofrece un funcionamiento mucho más cómodo, ágil y rápido. En este sentido, Google ha instado a los fabricantes – y lo ha hecho a través de un texto que habla sobre las compatibilidades de Android para Android 7.0 Nougat – a adoptar soluciones que no modifiquen los voltajes más allá de las medidas estándar. El texto deja intuir que para el futuro, Google podrí­a requerir a todos los dispositivos que funcionen a través de USB Tipo C que sean compaibles con los cargadores, haciendo así­ que las soluciones de terceros que salgan de esta regla sean inviables.

Huawei

Se trata, dicen los expertos, de una cuestión de seguridad. Unificando este sistema, la compañí­a quiere evitar de una vez por todas los cargadores especí­ficos de cada dispositivo y marca, con el fin de prevenir recalentamientos y sobrecargas enlas baterí­as. No hay que perder de vista que existen diferentes sistemas de terceros que tratan de poner las baterí­as de iones de litio contra las cuerdas, para sacarles el máximo jugo posible y conseguir que ofrezcan un rendimiento superior al usuario. Esto puede ser peligroso y deja a muchos dispositivos en una situación vulnerable, algo que no ocurrirí­a con los cargadores estándar. ¿Y en qué puedes afectarnos la decisión de Google? No hay que aventurarse en hipótesis, de momento esto no significa nada, pero da pistas de que en un futuro no muy lejano, Google tiene previsto unificar los cargadores en una solución oficial y desprenderse de todas esas soluciones especí­ficas que tratan de ofrecer las marcas por su cuenta y riesgo. Advertidos quedamos. Seguiremos informando.

Tags: ,