Samsung Galaxy S8

Esta misma semana te contábamos algunas de las novedades que se habí­an filtrado en relación a la pantalla del Samsung Galaxy S8, un dispositivo que todaví­a tardará en llegar al mercado, pero del que ya se están publicando informaciones muy importantes. Un habitual en este tipo de filtraciones, Evan Blass (@evleaks) ha aportado hoy nuevos datos que nos hacen pensar en la llegada de dos Samsung Galaxy S8 y no uno, tal como se habí­a pronosticado en los últimos capí­tulos de rumores. El informador ha confirmado hoy un dato sobre el que se ha hablado largo y tendido y que tiene que ver con el número de modelo de los Samsung Galaxy S8 que vendrán. Así­ como los Samsung Galaxy S6 y Samsung Galaxy S6 edge se correspondí­an con los SM-G920 y SM-G925, respectivamente; los Samsung Galaxy S7 y Samsung Galaxy S7 edge se dieron a conocer como SM-G930 y SM-G935. Serí­an números correlativos que darí­an pistas sobre el que serí­a el código de los nuevos Samsung Galaxy S8. Sin embargo, parece que las cosas no serán tal como preveí­amos.

Samsung Galaxy S8

En lugar de llegar con los códigos SM-G940 y SM-G945 tal como se habrí­a podido pensar, los Samsung Galaxy S8 se identificarí­an con los siguientes: SM-G950 y SM-G955. El dato, que puede parecer anecdótico, es importante por dos cuestiones. En primer lugar, porque en los próximos meses se sucederán infinidad de rumores y datos que probablemente se identifiquen con estos códigos, en lugar de con el nombre comercial. De este modo, no habrá dudas ni equí­vocos y la información que proporcionemos de ahora en adelante será más fiel a la realidad. La segunda razón por la que este dato es importante es porque desmiente el rumor que hasta ahora se habí­a asentado como cierto y que aseguraba que Samsung tení­a la intención de presentar un único Samsung Galaxy S8, cuya pantalla serí­a directamente curvada, de modo que no habrí­a lugar para un modelo Edge. Esto no implica que tal como se habí­a pronosticado hasta ahora, el fabricante surcoreano abandone las pantallas planas en sus modelos más punteros, para dejar paso a las curvas que tanto han triunfado con los Edge. En ese caso, las diferencias entre los dos Samsung Galaxy S8 que la firma tendrí­a entre manos tendrí­an que ver con otras cuestiones que ahora mismo se nos escapan.

Los rumores dicen que, como ahora, el Samsung Galaxy S8 tendrá una pantalla de 5,1 pulgadas, mientras que la del Samsung Galaxy S8 edge alcanzará las 5,5 pulgadas. Esto por un lado, porque otras fuentes afirman que la coreana tendrí­a entre manos dos modelos con tecnologí­a OLED y pantallas de 5,7 y 6,2 pulgadas. En ese caso, estarí­amos ante paneles un 30 por ciento más eficientes que los actuales, lo que beneficiarí­a directamente la autonomí­a de los terminales. Se espera, además, que Samsung dicte la desaparición del botón principal y que instale el sensor de huellas dactilares debajo de la pantalla del teléfono. Existen altas probabilidades, además, de que los Samsung Galaxy S8 también incorporen un lector de iris como el Samsung Galaxy Note 7.

Y hablando del Note, los que te hemos proporcionado no serí­an los únicos datos que ha revelado este informador. Y es que en las últimas horas también ha aparecido un nuevo número de modelo, el SM-N950, que ya estarí­a en las cocinas de Samsung. El tipo de código nos sugiere que se tratarí­a de un nuevo miembro de la familia Note, desarrollado para sustituir el Samsung Galaxy Note 7.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...