google-nexus-s-amarillo-yellow

Menudo Via Crucis están viviendo los usuarios del Google Nexus S. Los de Palo Alto no acaban de afinar la plataforma nativa de este móvil, Android 2.3 Gingerbread, que a cada actualización que pretende solucionar incidencias anteriores, acaba provocando nuevos problemas.

Y es que si bien en el paso, la última versión de la plataforma habí­a provocado que el nuevo buque insignia enviase mensajes SMS no autorizados o provocaba que el terminal se apagase o se reiniciase solo, con la última “mejora“, la 2.3.3, ahora es la pantalla la que acarrea dolencias que pondrán nervioso a más de un usuario supersticioso.

nexus-s-05

Nos referimos a un molesto fallo en las mezclas de color de la pantalla del Google Nexus S, que provoca que todo se vea con una tonalidad amarilla que, a la larga, resulta irritante y muy inapropiada, sobre todo teniendo en cuenta que el panel Súper AMOLED de este terminal tiene en el muestreo cromático uno de sus principales puntos fuertes.

En la imagen que publican los compañeros de Android Central se puede comprobar cómo el predominio del amarillo es más que patente en la mezcla de color, lo cual le resta mucho atractivo a la imagen en pantalla, para razonable disgusto de los usuarios.

Recordemos que el problema sólo se ha manifestado tras la actualización a la última versión del sistema de Google para móviles inteligentes, Android 2.3.3 Gingerbread, que por el momento sólo está disponible en el mercado para los Nexus One y Nexus S. Lo curioso es que parece que la primera edición del buque insignia de Google no ha presentado las mismas incidencias que su versión avanzada, aunque dado que el proceso de actualización podrí­a dilatarse durante algunas semanas, conviene mantener la prudencia por el momento.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... , ,