3G

La actual generación de móviles inteligentes, o smartphones, son capaces de hacer incontables maravillas. Pero muchas de ellas requieren de algo que se antoja como un factor común inevitable: el uso de la conexión a Internet. Por lo general, esto no supone un problema, siempre que contemos con una tarifa de datos contratada que evite sustos en la factura. No obstante, hay que tener cuidado: dicha tarifa funciona sólo en España. Cuando cruzamos las fronteras del paí­s, se empiezan a aplicar otros conceptos, como itinerancia o roaming. Desde el verano pasado, las tarifas para usar Internet móvil en el extranjero son más económicas, aunque seguimos muy por encima de lo que deberí­a esperarse.

Hoy no hablaremos de qué operadoras trabajan mejor la oferta de consumo de datos fuera de España, ni haremos un repaso a las combinaciones de paquetes contratables que nos ayuden a contar con un respaldo para consultas online desde nuestro móvil en el extranjero. Si de lo que se trata es de una escapada o un viaje relámpago, quizás resulte más cómodo y económico recurrir a puntos Wi-Fi y desconectar las conexiones móviles. Y para ello, sólo tenemos que realizar unos sencillos pasos que, de un modo u otro, en todas las plataformas se puede configurar de un modo similar.

3G

De lo que se trata es de desconectar el sensor que se conecta a redes móviles, así­ como los servicios de itinerancia de datos. En Android, daremos con este apartado si entramos en «ajustes» y desde «conexiones inalámbricas y redes» accedemos a «redes móviles». En este punto, localizamos ambas opciones, que desconectaremos, al inicio del menú. Si somos usuarios de Windows Phone la ruta es virtualmente la misma. Primero, buscamos en el menú de aplicaciones la entrada a «configuración», donde encontraremos un apartado dedicado a «redes móviles». Lo más prudencial para evitar que se conecte en el extranjero es desactivar los conmutadores que veremos en «conexión de datos» y «roaming».

Por último, quienes usen un iPhone de Apple, seguiremos un camino similar, aunque adoptado en iOS, el sistema de cabecera de este terminal. En primer lugar, vamos a los «ajustes» del sistema ””el icono con los engranajes”” y una vez abierto el panel pulsaremos en «general». Nos dirigimos a «datos móviles» donde serí­a recomendable desactivar las opciones «datos móviles», «activar 3G» e «itinerancia de datos». Si anulamos las tres, nos aseguramos que el iPhone no tenga capacidad de conectarse a ningún tipo de redes.

Por supuesto, lo más seguro que podemos hacer es anular el acceso a redes móviles antes de cruzar la frontera, por lo que si tomamos un avión, es mejor desconectar los sensores antes de que apaguemos el teléfono por exigencias del despegue. Así­, cuando encendamos de nuevo el teléfono en el extranjero, el sistema ya tendrá bloqueados los canales de comunicación con las antenas de Internet móvil y no realizará tráfico alguno de datos.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día a +4.000 suscriptores

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.