Samsung Galaxy S4

Hace unos dí­as contábamos cómo cambiar el mensaje de inicio del Samsung Galaxy S4 a nuestra conveniencia. Era una tarea sencilla, y en ese momento remití­amos a una futura ocasión en la que completásemos la posibilidad de dejar las pantallas lo más personalizadas posibles. Pues bien, ha llegado el momento y vamos a hacer que el Samsung Galaxy S4 luzca lo más próximo a nuestro gusto. Para ello, tendremos que tener en cuenta que podremos modificar tanto la pantalla de bloqueo como las del escritorio. Así­ que vayamos por partes.

Primero vamos a dedicarnos al escritorio. Una vez que desbloqueamos el terminal, accedemos a la pantalla principal, donde podemos definir varios aspectos. Si deslizamos un par de dedos como pellizcando la superficie del panel, comprobaremos que se despliegan todas las pantallas del escritorio en una vista general.

Samsung Galaxy S4

Con esto, podemos mover las distintas secciones de la vista principal a nuestro antojo, además de añadir o retirar pantallas según las necesidades que requiramos. Una vez hecho esto, desde cualquiera de las pantallas del escritorio, dejamos el dedo pulsado hasta que aparezca un menú emergente que nos muestre dos comandos: «Definir fondo de pantalla» y «Añadir a pantalla de inicio», dentro del cual encontramos tres opciones adicionales («Aplicaciones y widgets», «Carpeta» y «Página»). Pulsamos en la primera a a que hemos aludido y nos aparece un nuevo menú con otras tres posibilidades: «Pantalla de inicio», «Pantalla de bloqueo» y «Pantallas de inicio y bloqueo». La primera define un fondo dinámico que se expande a lo largo de todas las secciones del escritorio principal, mientras que la segunda se refiere a la que aparece cuando despertamos al equipo tras un periodo de inactividad o reposo. La tercera opción, como es lógico, atribuye la misma imagen a las dos pantallas.

Samsung Galaxy S4

Cuando escojamos en una de estas posibilidades, accederemos a un panel que permite elegir entre fondos animados y fondos estáticos precargados en el Samsung Galaxy S4, así­ como a la galerí­a donde encontraremos imágenes capturadas con la cámara del dispositivo o descargadas desde Internet o alguna aplicación de mensajerí­a. Sólo tendrí­amos que dirigirnos a la fuente de archivos que más nos interesa para seleccionar la que queramos e incorporarla en cualquiera de las pantallas que queramos.

Samsung Galaxy S4

Volvamos atrás y recordemos que también podrí­amos añadir widgets ””es decir, ventanas flotantes””, aplicaciones, carpetas y páginas. Aunque el menú contextual al que aludí­amos antes nos permite incluir estos recursos en la pantalla de inicio, en la práctica es más rápido acudir al menú de aplicaciones y, dejando pulsado el dedo sobre el icono de la app que queramos anclar en la pantalla principal, dejar que se arrastre hacia ésta para que elijamos el lugar que consideremos más apropiado para que la tengamos más a mano. Con los widgets se puede hacer igual. Desde el menú de aplicaciones, pulsamos en la pestaña de la derecha que veremos en el margen superior de la interfaz y accedemos a la biblioteca de ventanas flotantes. De nuevo, manteniendo pulsado el widget que deseamos instalar en la pantalla principal podemos arrastrarlo hasta ésta para anclarlo.

Samsung Galaxy S4

Para la creación de páginas ya hemos dado una pista anteriormente cuando hablábamos del comando gestual que pellizcaba la pantalla, aunque desde el ya aludido menú emergente también pueden añadirse, sumándose a los lados inmediatamente más próximos de la que tengamos definida con el pequeño icono de la casa. En cuanto a las carpetas, nos permiten agrupar accesos directos a aplicaciones según los criterios que más nos interese, pudiendo titularlas como nos parezca.

Samsung Galaxy S4

Todas estas operaciones también se pueden hacer desde el menú de ajustes ””accesible desde el botón capacitivo que está a la izquierda de la tecla de inicio o, desplegando la cortinilla de notificaciones, pulsando en el icono del engranaje que vemos arriba a la derecha””. Una vez dentro del menú, seleccionamos la segunda pestaña de la zona superior («Mi dispositivo») y entramos en «Pantalla», donde localizaremos las opciones de «Fondos» a las que hemos aludido, así­ como una gran cantidad de parámetros adicionales. Tras esto, volvamos a la vista general de «Mi dispositivo» y entremos en «Pantalla de bloqueo». Aquí­ podrí­amos definir la instalación de widgets que se anclen en dicha pantalla, así­ como accesos directos a aplicaciones, de modo que no sea necesario desbloquear el Samsung Galaxy S4 para arrancar determinadas funciones del terminal. También podrí­amos cambiar el efecto que se produce cuando tocamos la pantalla o aproximamos el dedo a ella.

Samsung Galaxy S4

Por último, y aprovechando que estamos en la sección «Mi dispositivo», vamos a tomarnos la molestia de entrar en el apartado «Modo de pantalla de inicio». Aquí­ veremos dos opciones a elegir: «Modo Estándar» y «Modo Sencillo». El primero muestra una vista referida a todo lo que hemos ido comentando hasta ahora, mientras que la otra simplifica la presencia de iconos y ventanas flotantes, mostrando contenidos más voluminosos y fáciles de manejar, de cara a usuarios poco experimentados con el uso de smartphones.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... , ,