Samsung-galaxy-s-i900-3

Sin contar con las herramientas de márketing casi litúrgico con las que Apple inviste a su iPhone 4, el Samsung Galaxy S ha logrado vender, sólo en su Corea del Sur que le vale de sede y patria, 200.000 unidades de este móvil táctil equipado con Android 2.1 (Eclair).

Si las comparamos con las devastadoras cifras que señalan al último modelo del manzanófono, quizás se quede algo corto, pero si echamos a pelear las ventas del Samsung Galaxy S con las de la edición anterior, el iPhone 3GS, vemos que la contienda no sólo se equilibra, sino que promete batir las del terminal de los de Cupertino: 800.000 unidades del iPhone 3GS se vendieron en los primeros ocho meses de vida de este dispositivo, lo cual augura unos excelentes resultados para el Samsung Galaxy S.

Samsung-Galaxy-S-Android

Por el momento, el iPhone 4 ha confirmado estar cerca de los dos millones de unidades vendidas desde que se puso a la venta en modo de pre-reserva (sólo en cinco paí­ses del globo). Son cifras que sin embargo cuesta comparar objetivamente con la competencia, considerando la agresiva campaña que desarrolla Apple para sus productos, además del nivel de expectación que genera todo aquello vaya tocado con la manzanita mordita (objetos casi de culto que arrastran a clientes más cercanos al fenómeno fan que al de usuarios).

En Corea se puede conseguir el Samsung Galaxy S desde el pasado 24 de junio, aunque en el resto de los 110 paí­ses donde se comercializa ha ido llegando de forma escalonada. En España se puso a la venta el pasado 1 de julio, convirtiéndose en uno de los terminales más interesantes del catálogo de Movistar, gracias a su pantalla multitáctil Súper AMOLED de cuatro pulgadas, su potente configuración multimedia (permite ver pelí­culas DivX o MKV de alta definión), su cámara de ocho megapí­xeles con función de ví­deo 720p y la presencia de la última versión del sistema operativo Android.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... ,