iPad

Esto no es nuevo. Desde hace años, Apple tiene en su página web una sección llamada Refurbished en la que vende dispositivos y ordenadores que fallaron por alguna razón, que han sido reparados y que vuelven a funcionar sin problemas. En casa, de hecho, tenemos un iMac de estas caracterí­sticas que lleva prácticamente diez años rindiendo sin problemas y que jamás ha tenido que pasar por ninguna reparación. Hasta aquí­ todo bien, si no fuera porque, según dicen los compradores de un iPad, la de Cupertino habrí­a dado gato por liebre a sus clientes más de una vez. Vicky Maldonado y Joanne McRight compraron un iPad de tercera generación, pero al cabo de seis meses, la pantalla se rompió. El tipo de accidente requerí­a un gasto de 250 dólares por remplazar la pantalla (un coste que se habrí­a reducido a 100 dólares, si el dispositivo hubiera estado inscrito en el programa Apple Care Plus Protection Plan).

En lugar de hacer el gasto indicado, a Maldonado se le ocurrió otra cosa que consideró más provechosa. Compró un iPad de cuarta generación y se apuntó al programa Apple Care Protection Plan, que como habrás adivinado, se trata de una especie de seguro que en el caso del iPad, incluye asesoramiento y un servicio de sustitución rápida para que no te quedes sin dispositivo en caso de accidente o problemas técnicos. Esto fue en septiembre de 2013. Pero es que en mayo de 2015, Maldonado sufrió un nuevo accidente con su iPad y el servicio de sustitución que habí­a contratado le entregó un iPad reutilizado, algo que, según ella, va en contra de los términos de servicio de Apple Care Plus, en cuyas condiciones se especifica que los clientes tienen derecho a un dispositivo «nuevo o equivalente a los nuevos en términos de rendimiento». Tras la demanda, ahora serán los tribunales los que decidan sobre si Apple ha actuado o no mal en este sentido.

Apple Care

La demandante considera que si se entrega un dispositivo reutilizado, el rendimiento no puede ser nunca equivalente al que podrí­a ofrecer un dispositivo nuevo que nunca se ha usado ni vendido y que cuente con todas las piezas nuevas. Además, parece que en los términos y condiciones del AppleCare Protection Programa no se menciona la posibilidad de que las sustituciones se realicen con dispositivos reutilizados.

¿Y qué ocurrirá ahora? Pues bien, si la justicia da la razón a Maldonado y McRight, que son las dos demandantes, Apple podrí­a estar en la obligación de indemnizar o compensar a todos los clientes que en su momento tuvieron que pasar por una sustitución a través del programa AppleCare Plus y que lo hicieron después del 11 de julio de 2011, siempre y cuando hubieran recibido un dispositivo reutilizado. Las demandantes también quieren conseguir que Apple no pueda remplazar los equipos por esta clase de dispositivos de segunda mano y que las condiciones del servicio se modifiquen para que los clientes puedan recuperar lo que es suyo.

¿Tú también estás apuntado al programa AppleCare Plus de Apple? ¿Has tenido algún problema? ¿Qué experiencias tienes con los dispositivos reutilizados de Apple? Cuéntanos lo que quieras en los comentarios.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día a +4.000 suscriptores

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.