Cómo configurar tu iPhone o iPad para que lo usen tus hijos

El sistema operativo de los iPhone y de los iPad, iOS 12, ofrece un potente control parental para que nuestro hijos puedan utilizar los dispositivos móviles sin peligro. El control parental permiten bloquear o limitar apps y funciones específicas del dispositivo a nuestro hijos. También podemos restringir los ajustes de nuestro iPhone o iPad para contenido explícito, compras y descargas, y privacidad. Sin embargo, no todos los usuarios saben cómo configurar estas restricciones en su iPhone o tableta.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

En iOS 12 las funciones del control parental se han movido a la opción “Tiempo de uso” dentro de Ajustes. Si tenemos la opción “Tiempo de uso” desactivada, al entrar nos pedirá que digamos si el dispositivo es del padre o del hijo, cambiando así la configuración. Si el dispositivo es nuestro pero queremos impedir que los pequeños de la familia puedan cambiar los ajustes, podemos “Usar un código para Tiempo de uso”. Una vez aquí, pulsaremos en “Restricciones de contenido y privacidad”, desde donde podremos configurar múltiples opciones.

¿Qué puedo restringir mediante los controles parentales?

Al entrar en “Restricciones de contenido y privacidad” veremos una larga lista de opciones. Sin embargo, si queremos usarlas, lo primero será activar “Restricciones”. Mediante esta opción podemos:

  • Restringir las compras en iTunes y App Store
  • Elegir las aplicaciones permitidas
  • Restringir el contenido
  • Configurar la privacidad
  • Limitar el uso de los datos móviles
  • Restringir cambios en la cuenta

Y estas son solo algunas de las opciones que nos ofrece iOS 12. Vamos a ver cómo configurar algunas de las más importantes.

Impedir compras en iTunes y App Store

cómo configurar control parental iPhone o iPad compras

Uno de los mayores miedos de cualquier padre cuando deja un móvil o tablet a su hijo es que compre aplicaciones o contenido por accidente. Hemos escuchado y leído muchos casos de padres que dejan el iPhone a su hijo y al poco tiempo llega una factura de miles de euros por compras en iTunes o en las apps. Por eso, lo primero que debemos restringir son las compras.

Para ello entraremos en la opción “Compras en iTunes y App Store”. Desde aquí podemos restringir la instalación de nuevas apps, la eliminación de las apps actuales y, muy importante, las compras dentro de las aplicaciones. También podemos indicar que, para cualquier compra, se requiera siempre la contraseña.

Aplicaciones permitidas

cómo configurar control parental iPhone o iPad apps

iOS 12 también nos permite restringir el uso de las apps y funciones integradas en nuestro iPhone o iPad. Para hacerlo entraremos en la opción “Apps permitidas”. Si tenemos alguna aplicación que no queramos que utilicen nuestros hijos, solo tenemos que desmarcarla de la lista.

Desactivar una app o función desde “Apps permitidas” no supone su eliminación. Simplemente se oculta temporalmente de la pantalla de inicio. Cuando volvamos a activarla volverá a aparecer.

Restricciones de contenido

La tercera opción principal que nos ofrece el sistema de control parental de iOS 12 es la restricción de contenido. Desde esta opción podremos desde impedir la reproducción de música con contenido explícito hasta impedir la reproducción de películas o programas con calificaciones concretas.

Esta misma calificación se traslada también a los libros y las aplicaciones. Podemos impedir así el uso de apps con calificaciones concretas que definamos.

Contenido web

cómo configurar control parental iPhone o iPad contenido web

Otra de las opciones interesantes que podemos restringir en nuestro iPhone es el contenido web. iOS puede filtrar automáticamente el contenido de los sitios web con el objetivo de limitar el acceso a contenido para adultos en Safari y las apps del dispositivo.

También podemos añadir sitios web específicos a una lista de aprobados o bloqueados. O incluso limitar el acceso únicamente a los sitios web aprobados. Para hacerlo tendremos que ir a Ajustes – Tiempo de uso – Restricciones de contenido y privacidad – Restricciones de contenido – Contenido web. Aquí tendremos las tres opciones comentadas.

Y estas cuatro opciones se podrían considerar la base principal de un buen control parental en nuestro iPhone o iPad. Sin embargo, iOS 12 nos ofrece muchas más opciones, como bloquear cambios en ajustes y todo tipo de funciones. No vamos a explicar todas las opciones porque necesitaríamos muchas páginas, pero si dejas el móvil a tus hijos vale la pena que les eches un vistazo.

Noticias relacionadas

Otras noticias sobre... , , ,